• UABDivulga
22/05/2017

Emprendimiento social y ambiental en Cataluña

Crisi Economica i emprenedoria social i ambiental a Catalunya
Múltiples iniciativas alternativas en el mercado aparecen en Cataluña, tomando como referencia la economía social y solidaria, y buscando en el intercambio y las monedas sociales una alternativa de vida. En un estudio llevado a cabo por investigadores de la UAB queda reflejado el nuevo modelo de economía que nos encontramos actualmente, donde las propuestas colaborativas y solidarias toman notable relevancia.
Istockphoto/IconicBestiary

Un estudio sobre el emprendimiento social y ambiental en Cataluña muestra cómo a partir de la crisis económica se multiplican el número de estas iniciativas lideradas mayoritariamente por graduados universitarios de procedencia urbana.
 
El proyecto Social entrepreneurship: Localembeddedness, social networking sites and Theoretical development - ENCLAVE (2013-2016), financiado por el MINECO (CSO2012-32635), ha puesto de relieve la importancia de la crisis económica para explicar la emergencia del campo del emprendimiento social y ambiental en el Estado en general y en Cataluña en particular.
 
A partir del análisis de 43 entrevistas en profundidad a emprendedores/as, de las 93 respuestas a una encuesta online dirigido a este colectivo y de una base de datos que recoge información sobre 347 organizaciones catalanas con objetivos explícitos sociales o ambientales ha sido posible mostrar cómo la crisis económica ha tenido un efecto determinante en el desarrollo de este fenómeno, con un 60% de las iniciativas aparecidas con posterioridad a 2008, año de inicio de la crisis.
 


Los elementos clave de este fenómeno son los siguientes:
 
Un contexto de transformación estructural. El aumento del paro (especialmente el paro juvenil que llegó a ser del 45%), los recortes presupuestarios en general y en el Tercer Sector en particular, la desaparición de las Cajas de Ahorros y sus obras sociales (con inversiones de más de 2000 millones de euros al año 2008, rápidamente decrecientes en los siguientes hasta su desaparición en 2014) y la concentración del sector bancario, son factores que coadyuvan a la emergencia de un nuevo campo de actuación, el emprendimiento social y ambiental.

Aparición de la etiqueta "emprendimiento social" promovida por los Bancos y las administraciones públicas. En España y Cataluña no se empieza a popularizar esta denominación hasta 2010, al tiempo que los bancos más importantes ponían en marcha programas de emprendimiento social: el programa Momentum, patrocinado por el Banco Bilbao Vizcaya y la escuela de negocios ESADE y, un año más tarde, el programa de empresariado social lanzado por la Caixa con el apoyo del IESE.
 
En 2011, la Generalidad de Cataluña puso en marcha el programa @EmprenSocial para apoyar el desarrollo de iniciativas de emprendimiento social.
 
A nivel europeo, la Social Business Initiative fue aprobada en el mismo año con el objetivo de aumentar su visibilidad y mejorar el acceso a la financiación.
 
Alternativa de auto-empleo de personas con mayoría de graduados universitarios, de procedencia urbana, en el sector servicios, con genuinas motivaciones sociales y ambientales, que ponen en marcha iniciativas con sus ahorros mayoritariamente pero combinando de forma secundaria con otras fuentes de financiación y con el apoyo de los servicios de creación de empresas públicos y privados.
 
Por último, mencionar que de forma paralela a la emergencia de este nuevo campo de actuación, múltiples iniciativas alternativas en el mercado aparecen en Cataluña, tomando la economía social y solidaria como modelos y buscando en el intercambio y las monedas sociales una alternativa de vida.
 
En definitiva, estamos ante un campo disputado y en rápida transformación que proporciona un espacio de vida y trabajo a un segmento de la población catalana.
 

José Luis Molina
Departamento d'Antropología Social i Cultural
Universitat Autònoma de Barcelona

Referencias