Identifican un tablero de juego de estrategia militar en la fortaleza romana de Biosca
Identifiquen un tauler de joc d'estratègia militar a la fortalesa romana de Biosca 31.05.2021  - 

Un equipo de investigación de la UAB ha dado a conocer el hallazgo de una tabula lusoria, del siglo II aC., descubierta por un estudiante en prácticas en el castellum de Puig Castellar de Biosca (Lleida) en 2019. El tablero de juego, casi con seguridad el hallazgo más antiguo de este tipo identificado en un contexto militar romano, se localizó en su espacio original, la zona de ocio de los soldados.


En un estudio publicado en la revista Archivo Español de ArqueologíaEsther Rodrigo y Nuria Romaní, investigadoras del Departamento de Ciencias de la Antigüedad y la Edad Media y miembros del equipo de investigación de la UAB que investiga la fortificación o castellum romano republicano de Puig Castellar de Biosca (La Segarra, Lleida), ha dado a conocer un hallazgo excepcional: una tabula lusoria (tablero de juego) del siglo II a.C, hallada por el alumno en prácticas del Grado en Arqueología Francesc Sanahuja durante la campaña de excavaciones del 2019.

La particularidad del descubrimiento es su localización en un complejo militar de la fase inicial de la conquista romana, con una cronología que se sitúa entre el 180 y el 120 a C., y que apareció en su contexto y disposición original, en uno de los espacios destinados al alojamiento de las tropas. Esto les permite afirmar que se trata de uno de los primeros ejemplos bien datados de un tablero de juego en la península Ibérica. El tablero, además, da pistas sobre la actividad de los soldados durante sus momentos de ocio y descanso, así como de la existencia de componentes itálicos entre estos, ya que los juegos de mesa serían aún un pasatiempo desconocido para los militares de procedencia local.

La tabula fue hallada en su posición original bien colocada y empotrada en el pavimento de tierra batida, a partir de la detección de unas incisiones superficiales. Estaba en un aposento de dimensiones bastante grandes, seguramente destinado a espacio de habitación, ya que se localizaron dos chimeneas.

El estudio en profundidad indica que se trata de una losa plana de procedencia local, de forma poligonal, que se conserva íntegramente, aunque fracturada. “Seguramente la hicieron los mismos soldados a partir de una losa más grande que quedó inutilizada y reaprovecharon. Es muy posible que estos soldados formaran parte de la mano de obra que erigió el castellum, y que reaprovecharan de este modo algunos de los materiales constructivos”, explica Nuria Romaní.

En el estudio han descrito una retícula de 11x 16 casillas (176 casillas en total). “A partir de los paralelos con que podemos relacionar nuestro tablero de juego, interpretamos que muy posiblemente se habría usado para jugar al ludus latrunculorum o juego de los mercenarios, que era un juego de estrategia muy popular entre los soldados y del cual contamos con numerosos ejemplos sobre todo en campamentos que se sitúan cronológicamente ya durante la época imperial”, señala Esther Rodrigo. “Es el caso de los vallum Adrianum, Vindolanda y Corbridge, o también en Hispania, en los campamentos situados en la zona de Galicia, y en la zona cántabra y astur, como el campamento de Petavonium (Zamora) que era la sede de la Legio X Gemina”.

Las investigadoras explican que no se sabe exactamente como se jugaba a este juego, que era básicamente de estrategia militar. Lo que se sabe con certeza, indican, es que dos contrincantes enfrentaban dos ejércitos y el ganador era el jugador que conseguía mantener un mayor número de piezas sin capturar en el tablero. La estrategia consistiría en intentar acorralar, inmovilizar y capturar las fichas del contrincante hasta conseguir su rendición. Fue un juego muy popular, especialmente entre los soldados.

Una de las fortalezas romanas más antiguas de la península Ibérica

La fortificación o castellum romano republicano de Puig Castellar de Biosca está considerado uno de los ejemplos de arquitectura militar romana más antiguos de la Península Ibérica. Situado en una posición en altura estratégica para controlar las vías de la zona, especialmente la que constituiría uno de los ejes de comunicación hacia el Valle del Ebro, escenario de los conflictos bélicos del siglo II aC. Se trata, por tanto, de un enclave militar del primer momento de la conquista, que se puede datar entre el 180 aC. y el 120 aC. aproximadamente. Es un recinto fortificado con una extensión de 1,6 hectáreas con un edificio en la parte central, interpretado por el equipo de investigación como la comandancia del enclave, y un conjunto de ámbitos adosados en la muralla que se han considerado las áreas destinadas al alojamiento y espacios de trabajo y almacenes de la tropa.

El equipo que investiga el castellum está formado por los profesores Joaquim Pera (IP del proyecto), Esther Rodrigo (co-IP del proyecto), Nuria Romaní y César Carreras, y por Laia Catarineu, investigadora pre-doctoral de la Unidad de Arqueología del Departamento de Ciencias de la Antigüedad de la Edad Media de la Facultad de Filosofía y Letras de la Universitat Autònoma de Barcelona. Colabora también en los trabajos de investigación el Instituto Catalán de Arqueología Clásica.

Referencia: Rodrigo Requena, E. ., & Romaní Sala, N. . (2021). Una tabula lusoria hallada en el castellum republicano de Puig Castellar de Biosca en Lleida, Catalunya (180-120 a. C.). Archivo Español De Arqueología, 94, e04. https://doi.org/10.3989/aespa.094.021.04

Enlace UABDIVULGA: El castellum de Puig Castellar de Biosca: la excepcional fortaleza militar romana que la arqueología está descubriendo

 
Ir a Noticias

Archivo de noticias

Desde
Hasta
Palabra clave

Departamento de Ciéncias de la Antigüedad y de la Edad Media
Edificio B Facultad de Filosofia y Letras 08193 Bellaterra (Barcelona)
+34 93.581.23.84
d.c.antiguitat@uab.es
 

 

 

2022 Universitat Autònoma de Barcelona