Innovación y tendencias en resistencia microbiana

Innovació i tendències en resistència microbiana

La resistencia microbiana fue el tema central del último brunch de innovación de la plataforma Hub b30, que tuvo lugar el día 24 de mayo en el Parc de Recerca UAB y reunió a unas 45 personas, entre las que había representantes de 12 empresas, personal investigador, centros de investigación y entidades.

29/05/2019

Moderado por la directora de Innovación de Biocat, Núria Martí Ras, la sesión comenzó con la presentación de un caso de éxito que han llevado a cabo las empresas ABAC Therapeutics, Draconis Pharma y Isoquimen. El objetivo de este proyecto colaborativo era la evaluación in vivo de nuevas moléculas con actividad antibacteriana.

Según Luis Gómez, Director Científico de Draconis Pharma, la clave del éxito fue que las tres empresas adoptaron un modelo cooperativo: "Superamos la relación comercial y colaboramos", destacaba.

Para Toni Bermúdez, Test Facility Manager de Isoquimen, empresa que se encargó de la investigación con animales, este proyecto demuestra que es una tendencia que los departamentos de innovación de las farmacéuticas no sean internos, sino que busquen la colaboración con otras empresas o agentes externos.

La innovación del proyecto se focaliza en la búsqueda de productos antibióticos muy específicos, a diferencia de la producción de antibióticos de amplio espectro que fomenta las resistencias. "Hay que innovar disruptivamente con el producto y hacer tratamientos médicos de precisión, no es razonable tratar una infección concreta con un fármaco de amplio espectro", subrayaba Domingo Gargallo-Viola, director científico de ABAC Therapeutics.

En este sentido, una necesidad repetida por los asistentes al brunch fue que hay que descubrir nuevos antibióticos, aunque estos tengan un consumo bajo. "Las farmacéuticas sólo se dedican a los productos que les darán un beneficio económico, pero la investigación no puede basarse en cifras de venta", comentaba el director científico de ABAC Therapeutics. "En los últimos 50 años no hemos descubierto ningún nuevo fármaco de amplio espectro, no hemos creado nuevas estructuras", afirmaba.

El debate entre todos los participantes comenzó abordando las causas de la resistencia a los antibióticos. Prescripciones excesivas o inadecuadas, la falta de concienciación de la población o el uso abusivo que hacen la agricultura y la industria cárnica fueron las causas que se destacaron como principales.

Otro punto en el que estuvieron de acuerdo todos los participantes fue en la necesidad de abordar el problema desde el enfoque multifactorial One Health, entendiendo que la salud de las personas, de los animales y del medio ambiente están fuertemente ligadas entre sí.

Finalmente, se habló de otras medidas que paralelamente se deberían tomar, tales como, destinar más recursos a los diagnósticos, conseguir más inversiones público-privadas para la investigación de nuevos patógenos o monitorizar la contaminación microbiana de espacios de riesgo, como los hospitales. Además, habría que abrir nuevas líneas de investigación para encontrar productos alternativos a los antibióticos para la agricultura y ganadería como, por ejemplo, la terapia fágica.

Esta actividad ha contado con el apoyo de la Secretaría de Universidades e Investigación del Departamento de Empresa y Conocimiento de la Generalitat de Catalunya y la cofinanciación del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER).

Más información:
Informe de Vigilancia tecnológica
Fotos del Brunch de innovación

 

Noticias relacionadas

Todas las noticias