"Sacar buenas notas es cuestión de constancia"

Arnau Noguera Segura 'Treure bones notes és qüestió de constància'

Arnau Noguera Segura, procedente del Instituto Antoni Torroja (Cervera), ha sido el estudiante que ha accedido a un grado de la UAB con la nota más alta, un 13,866. Cursará Genética el próximo curso. No sabe cómo será la nueva etapa que ahora iniciará en la universidad, pero se muestra muy ilusionado.

23/07/2019

Arnau Noguera ha entrado en la UAB con la nota de acceso más alta este curso académico: 13.866. Cursará el grado de Genética. Quedamos con él en la entrada de la Facultad, y nos sorprende su sencillez y humildad, a pesar del esfuerzo y trabajo que imaginamos que hay detrás de esta nota.

Hablamos con él unos minutos antes de matricularse. Es un chico muy risueño y amable, con un marcado acento leridano; nadie puede negar que viene de donde viene: de la población  de Cervera, en Lleida.

Durante el curso, como extraescolar, ha estudiado inglés, y cuando tenía tiempo jugaba a baloncesto, después de las clases en el Instituto Antoni Torroja, un centro público de secundaria, donde también ha estudiado el alumno que este año ha sacado la nota más alta en la selectividad de toda Cataluña. Arnau ha sido la segunda más alta, un 9,8.

-¿Qué tiene el Instituto Antoni Torroja de especial para que algunos de sus alumnos sean tan excelentes?
-Yo diría que, ya de entrada, nuestra promoción, nuestro grupo, ha sido muy bueno en todos los sentidos. Hay otra chica que ha sacado también más de 9 en la selectividad. El instituto nos ha preparado y ayudado mucho, haciéndonos hacer exámenes de selectividad de otros años. Y además el profesorado también está muy preparado en todos los ámbitos.

-¿Por qué has elegido la UAB para iniciar tu camino a la universidad?
-Ante todo, sinceramente, ha sido porque Genética sólo se hace aquí. Y luego también porque me gustó el campus, todo lleno de césped y árboles, cuando vine con el Instituto durante la Jornada de Portes Obertes y con la familia el Día de la Familia. Está muy bien eso de que sea como una ciudad universitaria.

-Te has matriculado de Genética. ¿La elección ha sido vocacional?
-No exactamente. De hecho, hasta después de hacer la selectividad no me acabé de decidir. Sabía que después del Bachillerato quería hacer algo de Biociencias pero no tenía claro del todo el qué. ¿Y por qué fue Genética? Pues no lo sé muy bien, tal vez porque era la más concreta ... También dudé de si coger algo más genérico, como Bioquímica, y luego especializarme, pero finalmente opté por Genética.

-¿A qué te gustaría dedicarte en un futuro?
-Una opción interesante es hacer investigación, en algún laboratorio, pero no lo sé seguro, no lo tengo claro todavía. No sé si realmente es lo que me apasiona. Es muy pronto. Tengo que ver cómo va todo.

-¿Hay algún proyecto o persona que realize investigación en el campo de la Genética que destacarías?
No conozco muchos investigadores pero sí hice un trabajo en Bachillerato sobre la científica Barbara McClintock, que me interesó y sorprendió mucho. Encontré sus investigaciones muy interesantes. Esta científica encontró un tipo de genes que se podían desplazar, algo muy novedoso en su momento. Era una genetista que fue galardonada con el Premio Nobel de Medicina en 1983. Tiene mucho mérito lo que hizo. Y se tardó mucho en reconocerla, supongo que debido a que era mujer y porque descubrió que los genes podían ser alterados, y creó una teoría rompedora.

-¿Qué aspectos de la genética consideras importantes?
-La genética es muy importante en estos momentos para que la cura del cáncer o de otras enfermedades pasan por la genética. Al fin y al cabo, los genes nos regulan todo nuestro cuerpo, y es muy importante en muchos ámbitos. Y se han de descubrir muchas cosas todavía! No se conoce suficiente todo el mundo de la genética, es un campo abierto.

-¿Como lo has hecho para sacar esta nota para entrar en la universidad? ¿Qué metodología has seguido?
Pues, la verdad, no he seguido ninguna metodología o estrategia concreta. Estudié como siempre, de forma constante, y la semana de los exámenes, más. No paré de salir pero si tienes exámenes una semana, te concentras en ello durante esa semana. Lo que sí hay que ser es muy constante, no dejar nada para el último día. Y sobretodo en el instituto yo diría que nos prepararon muy bien, hacíamos pruebas de otros años a menudo. Y además, me concentré en lo que llevaba más flojo; en mi caso, por ejemplo, en Historia, porque las materias de Ciencias las llevaba mucho mejor.

-En tu tiempo libre, ¿qué haces?
Como extraescolar, lo único que hacía era inglés, pero lo he terminado justamente la semana pasada, que hice el examen del Proficiency. Además, si tengo tiempo, también juego a baloncesto. Me gusta este deporte. Y también me gusta leer.

-¿Qué libro estás leyendo ahora mismo?
Me estoy leyendo el libro "Los cien", que es de ciencia ficción y aventuras, y viene de una serie de televisión que se llama así también "Los cien".

-¿Qué esperas de esta etapa, en la universidad?
Espero aprender mucho sobre la materia que he elegido, la genética, y las biociencias, en general, y también quiero pasármelo muy bien.

-¿Qué consejo darías a un futuro alumno universitario que ahora esté en Bachillerato?
Le diría que sea muy constante, es la clave, para que cuando llegue la selectividad sólo tenga que repasar. Y también que haga exámenes de anteriores selectividades. Para mí, todo ello, en conjunto, ha sido primordial.

 

 

Noticias relacionadas

Campus UAB

Vuelven las "actividades de campus" a la UAB

El 14 de octubre comienzan las "actividades de campus", una iniciativa que se puso en marcha el curso pasado para incentivar la organización y asistencia del alumnado a un programa de actividades, que tendrán lugar durante el curso -se han fijado ocho días en la franja horaria de las 13 h a las 15 h- en que se detendrá la actividad académica.

Todas las noticias